Fin de semana románico: comarcas de Tarragona | Patrimonio Cultural. Generalitat de Cataluña.

Escapadas



1. L'Assumpció de Gandesa
2. Castell de Miravet (Autor: Josep Giribet)
3. Arc de Berà (Autor: Bob Masters)
4. Monestir de Santa Maria de Poblet (Autor: Josep Giribet)

Mapa

Fin de semana románico: comarcas de Tarragona

Románico guerrero y monacal
Tarragona
Pensar en el patrimonio de Tarragona nos lleva inevitablemente hacia la herencia romana. Pero la riqueza monumental tarraconense va mucho más lejos. ¿El mejor ejemplo? La personalidad del estilo cisterciense, construido en base al arte románico.

EL FRENTE DE BATALLA

Te proponemos empezar por un escenario que ha sido testigo de muchas luchas: la Terra Alta ha sobrevivido a las Guerras Carlistas y a la Batalla del Ebro. Gracias a ello, en Gandesa todavía podemos ver la iglesia de l'Assumpció y su portada románica con la “signatura” inconfundible de la escuela leridana.

Encima de una colina sobre el Ebro se alza el antiguo hogar de los templarios. El imponente Castillo de Miravet fusiona detalles musulmanes y bizantinos con el románico de transición hacia el gótico. Tu próximo destino es Siurana, donde encontrarás el castillo que fue el  último reducto musulmán en Cataluña. Muy cerca, sin embargo, se han encontrado evidencias de pobladores aún más antiguos: ¡Piedras de sílex bien afiladas por los hombres prehistóricos!

LA VIEJA TÁRRACO

La muralla, el anfiteatro y el arco de Berà son testimonios de siglos de vida romana en el entorno de Tárraco. El envidiable patrimonio de la antigua Roma fue testigo de la conquista de la ciudad por Ramon Berenguer III en el siglo XII, y de la construcción de la futura Catedral. Este templo dedicado a Santa María es la joya de la parte alta de Tarragona. Desde el exterior podrás ver el sarcófago de Bethesda, un vestigio paleocristiano del siglo IV integrado en su muro.

LA TIERRA DEL CÍSTER

Es hora de sumergirte en el mundo cisterciense, el de una orden religiosa a la que pertenecen dos de los monasterios más destacables de nuestro país. Poblet es un libro de historia abierto: panteón de los reyes de Aragón en el pasado, actualmente es el único monasterio catalán declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Muy cerca, Santes Creus representa el cisterciense más auténtico de la zona. Y es el único monasterio de la denominada Ruta del Císter que ya no alberga vida monacal. Aquí descansan los restos mortales de Pere el Gran y Roger de Llúria, dos de los artífices de la supremacía de la Corona de Aragón en la Mediterránea a finales del siglo XIII.


¿Hemos conseguido inspirarte? ¿Tienes otras ideas interesantes para esta propuesta? Envíanoslas a través de Facebook o publica tus imágenes en Instagram con el hashtag #patrimonicultural.