Historias del patrimonio

Ullastret 3D, caminar por una ciudad ibérica de hace 2.000 años

Tras dos años de intenso trabajo, la reconstrucción virtual de la ciudad ibérica de Ullastret está lista para ser visitada. Síguela en #ullastret3d

El yacimiento de Ullastret

El yacimiento ibérico del Puig de Sant Andreu de Ullastret (Baix Empordà) está considerado la ciudad ibérica más grande de Cataluña de aquella época. Fue la capital de la tribu ibérica que autores antiguos como Avieno, Ptolomeo, Estrabon y Plinio el Viejo llamaron indiketes y que habitaban las comarcas del Empordà y la Selva. Además del Puig, la ciudad ibérica de Ullastret tenía un segundo asentamiento muy cercano, el que ahora conocemos como Illa d'en Reixac, situado en medio de un estanque de grandes dimensiones. 

El momento de máximo esplendor del la ciudad ibérica fue hacia los siglos IV-III aC, cuando la población superava las 6.000 personas. Templos, calles, casas nobles... y sobretodo unas imponentes murallas hacían de Ullastret una gran capital, con un papel central en el comercio junto a la ciudad griega de Empúries, que le quedaba muy cercana. 

Ahora, gracias al programa Patrimoni en Acció para el fomento del uso social y el conocimiento del patrimonio cultural catalán del Departament de Cultura y la Obra Social "la Caixa", podemos ver con nuestros propios ojos cómo fue la gran ciudad ibérica de Ullastret.






La nueva investigación arqueológica

En los últimos años, en el yacimiento de Ullastret se han hecho múltiples intervenciones arqueológicas para la investigación. Durante el 2012, se hicieron una serie de prospecciones geofísicas que permitieron avanzar decisivamente en el conocimiento de la forma de la ciudad, de sus casas y calles. Estas prospecciones, por ejemplo, han permitido que los arqueólogos puedan rehacer practicamente todo el entramado urbano de la Illa d'en Reixac. 

Durante el 2012 y el 2014 también se hicieron otras intervenciones arqueológicas en el Puig, una de las cuales tuvo lugar concretamente en el sector de la muralla. En esta intervención se pudo identificar la forma y dimensiones del gran foso que rodeaba la ciudad, una defensa añadida a sus potentes murallas.

Todos los datos obtenidos, junto con las que se habían ido adquiriendo previamente, conformaban una visión de la ciudad ibérica muy diferente de la que tradicionalmente se había tenido. Para difundir esta nueva imagen de la ciudad, y tras analizar las diversas posibilidades, se optó por construir virtualmente una restitución en 3D de todo el conjunto.

La recogida de información

Para hacer la reconstrucción virtual de la ciudad ibérica se escogió una época concreta, c. el 250 aC. Es el momento del cual se tienen más datos y que, por lo tanto, permitía realizar una reconstrución más fiel. El equipo del  proyecto, formado por arqueólogos y especialistas en modelado 3D, recogió toda la información arqueológica disponible sobre los aspectos de la ciudad y las interpretó para llevar a cabo la recontrucción. 

Lo primero que se trabajó fue el paisaje que rodeaba la ciudad ibérica, empezando por el perímetro del lago y siguiendo por la vegetación presente en ese momento, los caminos de tierra y los campos de conreo. 

Por lo que refiere a la arquitectura y el urbanismo, se utlizadon las plantas que se habían podido dibujar a partir de los restos existentes, pero también las obtenidas por las exploraciones geofísicas. La información arqueológica también ha permitido hacer hipótesis sobre la altura de las casas, sus sistemas constructivos, las cubiertas, los usos, los objetos que conservaban y todo lo que hace referencia a su utilización.




La reconstrucción 3D

El equipo de modelado 3D trabajó estrechamente con el equipo de arqueólogos del Museu d'Arqueologia de Catalunya-Ullastret para traducir toda la información recogida en una reconstrucción volumétrica detallada. Calle por calle se fueron levantando las casas y encajándolas en el relevo. Todas parten de esquemas constructivos similares, per cada una ha sido adaptada a su lugar y a la información de la se disponía.  

El proyecto Ullastret 3D está marcado por el rigor científico en la parte arqueólogica y por el máximo realismo en la presentación visual. Se han utilizado fotografías de materiales reales (tierras, muros, piedras, murallas, etc.) y se ha creado una iluminación de ambiente en el exterior muy acurada que ha permitido recrear una textura totalmente verosímil. La niebla, las sombras o las nubes dan realismo a la imagen. 

Tanto las calles como los interiores se han enriquecido con objetos provenientes del fondo arqueológico expuesto en el museo monográfico del yacimiento, como ánforas, escudos o espadas. Otros objetos como los carros o las barcas se han modelado a partir de ejemplos conocidos.



La realidad virtual

Una de la particularidades de este proyecto es que el proceso se ha llevado a cabo, no con las herramientas informáticas habituales utilizadas en la arquitectura o la arqueología, sino con una herramienta de construcción de videojuegos. Concretamente, se ha escogido Unreal Engine por su potencia de creación de entornos paisajísticos y la calidad de sus resultados fotorealistas. El hecho de trabajar con una herramienta como ésta permite que la creación de experiencias inmersivas, por ejemplo con las gafas de realidad virtual Oculus Rift, las Samsung Gear o las HTC Vive, sea muy fácil. 

Ya hay una primera experiencia disponible para las gafas HTC Vive que actualmente se muestra en congresos especializados del sector. Más adelante se desarrollarán otras aplicaciones, tanto de visita al yacimiento como recursos pedagógicos para las escuelas, siempre partiendo de la posibilidad que ofrece este modelo de caminar por las calles, entrar en las casas y descubrir las historias de la ciudad ibérica de forma directa y personal. 

La sala inmersiva en Ullastret

A partir del 30 de julio, en la sede de Ullastret del Museu d’Arqueologia de Catalunya, el visitante podrá vivir la experiencia de recorrer las calles de una ciudad ibérica de hace más de 2000 años gracias a una nueva sala de proyección inmersiva.
 
La sala se ha concebido como un espacio para ver el 3D en grupo, inspirado en el innovador concepto magic box, un formato que nos permite mostrar un proyecto de nuevas tecnologías a todos los públicos y de manera colectiva. La sala mide nos 10m2, reproduciendo lo más cuidadosamente posible las medidas de una estancia de una vivienda ibera común, y el suelo es de caucho, simulando el suelo de la ciudad ibérica.
 

El audiovisual, de 6 minutos de duración, hace un viaje onírico a través de las calles y casas de la ciudad ibérica. La historia está narrada por un miembro de la élite ibera que recuerda momentos dramáticos de su vida en la ciudad, juntamente con algunos de los animales totémicos de los iberos que tienen también un papel importante en la narración. Para potenciar la experiencia inmersiva, también se ha dedicado una importante atención a la banda sonora y a los efectos de audio, con grabaciones de sonido ambiente original del entorno natural y del yacimiento. El audiovisual está disponible en catalán, castellano, francés, inglés y alemán. 

El programa Patrimoni en Acció es fruto del acuerdo de colaboración entre el Departament de Cultura de la Generalitat de Catalunya y la Obra Social "la Caixa" y trabaja para hacer accesible el patrimonio cultural catalán a la ciudadanía, facilitando las herramientas que mejor ayuden en su comprensión y disfrute.